Bitzer invierte 30 millones de euros en la sede de Schkeuditz

Sobre un gran terreno de 16,000 metros cuadrados y muy cerca del centro principal por el que BITZER firmó un contrato de compra a finales de febrero de 2013 se creará un centro de fabricación, almacén y envío. En las plantas superiores, la empresa tendrá, además de espacios sociales y oficinas, un nuevo taller de formación. La capacidad existente ya no es suficiente: en el futuro contaremos con tres formadores para hasta 32 aprendices.

Edición Digital Septiembre 2022




En paralelo a este proyecto de nueva construcción, en el taller central de Schkeuditz se llevarán a cabo las obras para la ampliación de la producción, y se crearán superficies para expandir la oficina y las cantinas. Hasta finales de 2016 se invertirán 30 millones de euros en los trabajos estimados. «Con la inversión actual establecemos la base del crecimiento de la sede de Schkeuditz. Es también una señal importante para nuestros trabajadores», destaca el director de la planta Frank Fuhlbrück.

En el año 1991, BITZER Schkeuditz asumió con 180?trabajadores la fabricación de los compresores de refrigerante de Maschinen- und Apparatebau (MAB), y en la actualidad hay 700 personas trabajando allí. Como centro dedicado a los compresores de émbolo, la sede desempeña un papel decisivo en la reorganización de la producción a la línea NEW ECOLINE, llevada a cabo el 1 de abril de 2013. El uso de los compresores es ahora todavía más versátil y, a excepción del R134a, válido para muchos otros medios refrigerantes. Destacan por una mayor eficiencia energética y un aumento de la capacidad de refrigeración, y toda la ECOLINE es compatible con los compresores predecesores y puede emplearse en las instalaciones existentes.