RATIFICA CHEP SU COMPROMISO CON EL MEDIO AMBIENTE EN MÉXICO

Mejorar la cadena de suministro es uno de los mayores retos que enfrentan las compañías a nivel global y también una de las tareas que se debe atender con prioridad para contribuir a la solución del cambio climático. Es por eso cada vez más empresas se rigen por un propósito sustentable que vaya más allá del concepto tradicional de brindar un servicio o producto, su objetivo es agregar valor.



Tal es el caso de CHEP México, la empresa de soluciones logísticas que reitera su compromiso con el desarrollo sustentable y lleva a cabo acciones continuas para mejorar la calidad del medio ambiente, con la medalla de oro de la auditoría Ecovadis 2021, con un enfoque en el cuidado del ambiente, ética, derechos humanos y laborales y abastecimiento sustentable en la cadena de valor, lo que le ubica en el top 5% del ranking.

“Nuestra razón de ser recae en contar con un sólido proceso de economía circular que contribuya con la regeneración del medio ambiente y que cumpla con las necesidades de nuestros clientes de manera eficiente, competitiva y práctica. También queremos generar más efectos positivos, en lugar de intentar ser ‘neutrales o menos dañinos’ y reducir los impactos negativos al planeta bajo un modelo regenerativo y de colaboración. Este tipo de reconocimientos nos ratifica que vamos por buen camino”, señaló Silvia Suárez Guerra, Directora Sr. Sustentabilidad, Estrategia & Mercadotecnia de CHEP LatAm.

A partir de un cuestionario exhaustivo que contempla factores de riesgo en los rubros mencionados, sustentado por documentación que las empresas proveen, se realiza un análisis en el que se comparan estos datos con información pública disponible a través de los sitios oficiales de las compañías para obtener una ficha de evaluación final.

Con la suma de más de 60 puntos en cada rubro (Medio ambiente, Derechos humanos y laborales, Ética y Abastecimiento Sustentable), CHEP se posiciona en nivel avanzado que corresponde a su enfoque sustentable estructurado y proactivo, así como a sus iniciativas tangibles, prácticas innovadoras y reporteo integral de resultados de acuerdo a sus indicadores.

“Con una visión clara hacia un modelo regenerativo que contribuya a restablecer, reabastecer y crear más valor o capital para la sociedad y su entorno, desde CHEP hemos asumido la responsabilidad de sumar a las acciones climáticas establecidas por la ONU, e incorporarlas en cada paso que demos”, argumentó Suárez.

No es una sorpresa que cada vez más empresas e industrias migren hacia una operación o misión con un propósito tangible. De acuerdo con la encuesta “Sustentabilidad: La Voz de la Industria” realizada por Euromonitor Internacional en 2019, todavía se ligaba con el concepto de sustentabilidad la reducción del impacto ambiental (87%), seguido de incorporar energías alternas en los procesos de producción (63%). Sin embargo, a partir de la misma encuesta del año pasado este concepto contemplaba con mayor peso (15% más que el mismo rubro en 2019) el apoyo a la comunidad local, apoyo a colaboradores (51%) y a proveedores y aliados de negocio (48%). Dando como conclusión una genuina adaptación de colocar al propósito de las empresas como prioridad.

Dejar respuesta

Por favor ponga su comentario
Por favor anote su nombre aquí