ALEACIONES ESPECIALES EN TUBERÍA, PRINCIPALES USOS Y RELEVANCIA DENTRO DE LA INDUSTRIA

Los tubos de acero son elementos indispensables para una gran variedad de industrias. Sus aplicaciones son tan diversas que para ello requieren de características especiales que los conviertan en soluciones eficientes. Existen en diferentes presentaciones, con medidas, en grosor y diámetro que varían según su uso, y en forma redonda, cuadrada o rectangular de acuerdo con cada necesidad.

El uso de la tubería de acero en los distintos sectores industriales es ampliamente apreciado debido a aspectos como la resistencia a la corrosión, flexibilidad, durabilidad y la capacidad de soportar un amplio rango de altas temperaturas. Sin embargo, Vyma, un experto en válvulas industriales y tubería de acero, menciona que para convertirse en un producto que satisface la demanda industrial, los tubos de acero incorporan aleaciones con distintos tipos de metal, logrando las características necesarias para las aplicaciones que se requieren en el mercado.

Las aleaciones en tubos de acero son aquellas en donde se mezcla un metal con otros elementos a fin de obtener propiedades físicas y mecánicas mejores a las que están presentes en el metal puro, Entre los principales elementos que se utilizan para crear aleaciones se encuentran el aluminio, hierro, cobre, plomo, titanio, entre otros.

El material que se obtiene de la combinación de los elementos da como resultado productos que poseen características metálicas, es decir, brillan, conducen calor, maleabilidad, dureza, ductilidad y más. Además, las aleaciones especiales también se clasifican con base en la cantidad de elementos que se utilizaron para realizar su mezcla, pueden ser binarias, ternarias, complejas.

Cada tipo de tubería de acero en aleación especial tiene propiedades distintas que sirve a las necesidades de industrias como la construcción, maquinaria, automotriz, aeroespacial, mobiliario y otras aplicaciones más, algunas de estas aleaciones son:

  • Aleación Hastelloy: es un tipo de aleación que involucra cromo, níquel y molibdeno. Es resistente al calor y a la corrosión en ambientes agresivos, siendo una solución ideal para procesos químicos.
  • Aleación Monel: una aleación compuesta principalmente de níquel, que se distingue por su buena conductividad térmica, su resistencia a las soluciones ácidas y alcalinas. Se utilizan en estructuras que se exponen a la corrosión, la construcción naval, tratamiento de productos químicos, etc.
  • Aleación Inconel: es la aleación compuesta de níquel y cromo con una gran resistencia a la oxidación y las altas temperaturas. Los usos de este tipo de aleación van desde los componentes de los hornos hasta la ingeniería nuclear.
  • Aleación de acero inoxidable 316: este tipo de aleación contiene hierro y un mínimo de cromo, además, sólo puede endurecerse en frío. Sus aplicaciones son ideales para estructuras soldadas.
  • Las necesidades industriales han hecho indispensable el uso de tubos de acero con especificaciones y propiedades que se obtienen a través de las diferentes aleaciones, su fabricación, por lo tanto, es un proceso que forma parte del desarrollo de innumerables proyectos en distintos sectores.

Dejar respuesta

Por favor ponga su comentario
Por favor anote su nombre aquí